Air Europa aumenta su oferta de Madrid a Asunción y Córdoba

Publicado en fecha 12-06-2018
Desde este mes se incrementó su operativa con una quinta frecuencia a ambas ciudades. En 2019 prevé operar un vuelo diario y cubrir la ruta con la flota Dreamliner a partir de 2020. La apuesta que Air Europa mantiene por Asunción y por la ciudad argentina de Córdoba se traduce en un aumento de su operativa a ambas ciudades a partir del próximo junio, con el objetivo de ofrecer al pasajero unas mayores y mejores opciones de vuelo y de afianzarse como aerolínea de referencia entre Europa y América.

Así, desde este junio, la división aérea de Globalia aumenta a cinco las frecuencias de sus vuelos a la capital paraguaya y a la ciudad conocida como La Docta, sumando así los martes a su operativa habitual de los lunes, miércoles, viernes y domingos.

Air Europa, que opera esta ruta con un Airbus 330 cuya clase Business está equipada con los asientos flat bed para garantizar el máximo confort y descanso del pasaje; tiene previsto seguir su desarrollo y crecimiento tanto en Paraguay como en Argentina por lo que trabaja para consolidar su operativa en 2019 y operar, desde mediados del siguiente ejercicio, un vuelo diario.

Asunción y Córdoba, que desde su puesta en funcionamiento, en diciembre de 2015 y 2016, respectivamente, presentan unos niveles de ocupación muy satisfactorios; son próximos destinos de la red Dreamliner de Air Europa.

La compañía aérea, que de forma progresiva incorporará otros catorce Boeing 787-9 hasta 2022, tiene previsto volar a Córdoba, vía Asunción, con la flota Dreamliner a partir de 2020. Actualmente la ruta Madrid-Asunción-Córdoba es operada por un Airbus 330-200, con capacidad para 299 pasajeros de los que 24 vuelan en clase Business.

La totalidad del pasaje tiene a su disposición los servicios WiFi y Streaming y puede degustar a bordo la nueva línea de comida ecológica y saludable que ofrece la aerolínea. Además, los pasajeros que vuelan en Business pueden elegir, si así lo desean, platos elaborados por el prestigioso chef español, poseedor de ocho estrellas Michelin, Martín Berasategui.