Unos 5.100 productores y microemprendedores recibieron créditos del CAH

Publicado en fecha 16-03-2018
Más de 27.000 productores y microemprendedores de nuestro país accedieron a nuevos créditos, amortizaron sus deudas y recibieron educación financiera, de parte del Crédito Agrícola de Habilitación.

En lo que va de este año, cerca de 5.100 productores y microemprendedores rurales accedieron a préstamos del Crédito Agrícola de Habilitación (CAH), por un monto superior a los G. 35.000 millones, mientras que aproximadamente 17.000 personas se acercaron a amortizar sus deudas, permitiendo la recuperación parcial de fondos por unos G. 65.000 millones, y 5000 personas recibieron Educación Financiera, según declaraciones de la ingeniera agrónoma Amanda León, titular del CAH.

Reconoció que tienen mucho movimiento en el Crédito Agrícola y que, durante estos primeros meses del año, ya sobrepasaron los números del 2017. “Estamos trabajando fuertemente en Educación Financiera, capacitando a unas 5.000 personas en ese tema. En lo que hace a recuperación de créditos, unas 17.000 personas se acercaron a amortizar sus préstamos, con un monto de recuperación que supera los G. 65.000 millones. También hay que decir que hay muchísima gente que se acerca para renovar sus préstamos y clientes nuevos. En ese sentido, unas 5100 personas (pequeños productores y microemprendendores rurales) ya recibieron nuevos créditos, por un monto que supera los G. 35.000 millones”, señaló.

Aclaró que los microemprendedores ya forman parte de la cartera de clientes, gracias a que actualmente la carta orgánica del CAH así lo permite. Estos, y los pequeños productores, pueden acceder a unos 10 productos financieros, según la profesional.

“También estamos trabajando, en el marco de la Ley 5.908 De Rehabilitación Productiva y Financiera, que favorece a productores en situación de mora, tanto del CAH como del sistema financiero”, comentó al tiempo de aclarar que muchos de los atrasos se deben a factores incontrolables, como el clima y los precios, que el productor no puede manejar. “En algunos contados casos se debe a la falta de voluntad de pago, pero se le da nuevamente la oportunidad, para acceder a los créditos, para que puedan reactivar sus finanzas”, remarcó.

EDUCACION FINANCIERA
En cuanto a la orientación financiera que brindan desde el CAH, la ingeniera León dijo que los beneficiados aprenden cómo manejar el dinero y lo que hace al endeudamiento mientras el ente fomenta el ahorro.

“Estos conocimientos le permiten al productor o microemprendedor rural saber cuánto capital (crédito) necesita para invertir en su proyecto, sabiendo cuanto será la rentabilidad que tendrán y si podrán cumplir con su obligación financiera. Además, como tenemos varios productos destinados a jóvenes y mujeres, es requisito fundamental que accedan primero a una educación financiera, para luego recibir los créditos para su emprendimiento”, explicó.